miércoles, agosto 17, 2005

El orgullo irlandes

El orgullo irlandes descansa en su remota historia, en las raices celtas de su cultura, y aunque de celta les quedan los cementarios y la tumba de alguna que otra reina, lo celta lo impregna todo. Como su idioma, el gaelico, companyero inseparable del viajero, en excasos lugares se escucha pero se deja leer en cada centimetro de la isla.
Un idioma tosco e indescifrable, parece deshilachado, de sus palabras a momentos brotan mayusculas entren minusculas y acentos birideccionales. El irlandes lo guarda como un tesoro que rara vez saca a relucir. Es lo que mas les diferencia de sus invasores britanicos. El orgullo del irlandes viene del pasado pero encuentra su apogeo hace menos de un siglo. Las nueve decadas de su independencia, que no es pletorica puesto que faltan los condados del norte.
Cuando el forastero se integra en el ambiente del irish pub en seguida surge el tema del Ulster. Especialmente se vienes del Ulster vasco. Entonces te hacen participe de esa comprension por paralelismo e incluso buscan tus raices celtas.
Hay quienes defienden el concepto geografico para negar la mancha britanica y quienes se redimen del pecado de tener que hablar ingles. Son conversaciones a altas horas. Habria que contrastarlas con las de la hora del te.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal